Reseña – Space Hulk: Tactics

Browse By

Cyanide no son los primeros, ni serán los últimos, en tratar de recrear la experiencia de mesa de Warhammer 40K, pero con Space Hulk: Tactics están logrando distinguirse un poco de toda la plétora de juegos que han salido de la franquicia.

Si algo hace muy bien Space Hulk: Tactics es recrear el sentir del juego de mesa original de Space Hulk, agregándole un toque extra con la opción de la vista en primera persona – pero siendo un juego de estrategia por turnos la gran mayoría seguramente escogerá la vista tradicional isométrica.

El juego consta de dos campañas, la de los Space Marines Blood Angels que en si es la campaña principal y la más larga, la otra se centra en los genestealers es más corta y en vez de ser simultanea, la historia aborda los elementos del “pasado” que uno va encontrando durante la campaña de los Blood Angels.

La subserie Space Hulk de Warhammer 40K se centra en los Space Marines llamados Terminator, cuya misión básicamente es destruir enormes conglomeraciones de naves a la deriva, que convenientemente se han ido fusionando a través de los siglos. En estos space hulk, los Terminator deben desplazarse por largos y angostos pasillos mientras tratan de decimar oleadas y oleadas de genestealers – quienes la mejor forma de describirlos es referirse a un Alien de seis brazos, que tienden a merodear en la obscuridad y a emboscar a los Terminator.

Space Hulk: Tactics

En la mayoría de las misiones los Space Marine deben ser situados en hilera en un extremo del mapa, y deben completar objetivos principales para terminar la misión. Para atacar, un Space Marine siempre debe estar de frente y obviamente cada movimiento cuesta un punto de acción. Aquí es donde entra la nueva mecánica que implementa Cyanide sobre las del juego de mesa, el uso de cartas de comando las cuales pueden ya sea usarse para recibir gratificaciones o convertirse en más puntos de acción.

Así que en la campaña de los Blood Angels el uso de estas cartas es un gran diferenciador entre completar o fallar las misiones, ya que las cartas pueden usarse en cualquier instante del turno, aunque la conversión a puntos de acción está limitada a un uso, y utilizar las cartas para gratificaciones tiene un costo.

Los genestealers son ligeramente más complejos, al constar de dos fases en cada turno. En el mapa siempre aparecerán como “blips” de un radar y cada blip puede contener hasta tres seres. Un Space Marine solo podrá ver cuantos seres hay en realidad en un blip, solo cuando uno decida revelarse o cuando el Terminator vea de frente al blip.

Space Hulk: Tactics

Así que en la primera fase del turno de los genestealer uno debe forzosamente convertir una carta para obtener blips y colocarlos en el mapa. En la segunda fase uno se mueve y puede usar las cartas para gratificaciones – pero a diferencia de los Space Marine una vez que terminamos de mover a un genestealer, tenemos que “fijarlo” en su ubicación para poder usar a otro genestealer, aunque aún tengamos puntos de acción. Esto es un intento por hacer un balance, pero termina haciendo la campaña de los genestealer algo más complicada, y los hace ver menos poderosos de lo que en realidad deberían ser.

Algo similar pasa en la campaña de los Blood Angels, se sienten demasiado poderosos independientemente de la dificultad que uno escoja. La versatilidad que se les da termina neutralizando, en la mayoría de las misiones, el sentir de estar frente a una raza que ataca en hordas de cientos sin tener esperanza alguna de vencer. Cosa que es acentuado por el no tan buen desempeño de la IA que controla a los genestealer.

En mapas con largos pasillos solo basta con poner en modo vigía a un Space Marine, para que en el gran grueso de las veces los genestealers prácticamente se formen un cuadro antes de la línea de fuego, sin atacar. En otras basta poner a un Space Marine detrás de una puerta que no puede abrirse manualmente, para que el enemigo se agrupe del otro lado de la puerta – la cual obviamente nunca van a poder abrir así que uno pude moverse libremente por las otras partes del mapa.

Fuera de estas condiciones realmente encontré un reto en las misiones, con diversos momentos tensos en los que uno está a merced de los dados, y en otras teniendo que volver a un guardado previo para tratar una nueva ruta o estrategia.

Space Hulk: Tactics

Otro desliz que tiene Space Hulk: Tactics, es en el mapa táctico por el que se desplaza uno entre misiones. Aquí uno se mueve punto por punto, y cada movimiento aumenta el riesgo de tener que enfrentar una horda. Y ya que hay artefactos regados por este mapa, uno tiende a desviarse para recogerlos sin ir directamente a la misión, y teniendo obviamente que hacer frente al enemigo en varias ocasiones.

Estos encuentros como secundarios, y uno tiene la opción de prescindir de un Space Marine para dejarlo en el lugar mientras los demás siguen adelante, o atacar. La realidad es que en varias ocasiones uno tendrá que entrar a estas escaramuzas, y es cuando sale a relucir la limitada variedad de estos encuentros. Básicamente existen cinco; sobrevivir por equis número de turnos, defender un punto por x número de turnos, extraer a dos Space Marines con vida, recolectar y extraer un artefacto, y activar cinco consolas.

Space Hulk: Tactics

Estas escaramuzas siempre serán exactamente igual, nunca variará la ubicación de las cosas, ni el tipo de mapa que cada uno tiene asignado. Una y otra vez será todo identico, así que si uno quiere sacar el mayor provecho del mapa táctico, el asunto se vuelve repetitivo por este detalle. El lado bueno es que no es enteramente forzoso tener que recorrer todo el mapa.

El multijugador es robusto, ofreciendo soporte para la creación y distribución de mapas. Uno pude escoger entre cuatro facciones de Space Marines, y cuatro de Genestealers para el juego en línea o contra la IA.

Space Hulk: Tactics ofrece bastante y los por menores son cosas que confío, sobre todo lo de la IA, el estudio podrá resolver con un par de parches al juego, porque en realidad las mecánicas son muy buenas y están siendo arrastradas por una inteligencia artificial que debería atacar agresivamente, pero prefiere evitar la confrontación.

Space Hulk: Tactics [XBO]

Space Hulk: Tactics [XBO]
7.6

Lo bueno

  • Recrea muy bien el sentir del juego de mesa original.
  • Las mecánicas están bien diseñadas, y no cuesta trabajo entenderlas.
  • Buena cantidad de contenido, y un robusto multijugador.

Lo malo

  • La IA de los enemigos necesita ajustes.
  • Los combates secundarios son repetitivos.
  • Descuidos en los subtítulos, a veces sale el nombre del archivo de la cinemática.

Deja un comentario